Características de los lubricantes de grado alimenticio

Lubricantes de grado alimenticio

La industria de procesamiento de alimentos, bebidas y fármacos se ha vuelto cada vez más compleja, integrando procesos e insumos que garanticen la inocuidad alimentaria, ya que la salud de los consumidores es prioritaria. Por ello, la lubricación en la industria alimentaria abarca sistemas hidráulicos, cajas de engranes, cadenas, compresores de aire y refrigeración, bombas de vacío, entre otros mecanismos que requieren un lubricante grado alimenticio.

Para garantizar el cumplimiento de los estándares de calidad, inocuidad y seguridad, las industrias requieren lubricantes con bajo contenido aromático, apto para el contacto incidental entre los insumos utilizados para producción y los químicos de los aceites o fluidos hidráulicos.

Los lubricantes grado alimenticio contienen aceites base, espesantes y aditivos de rendimiento en dosis específicas para obtener formulaciones inocuas. Esto es importante porque aunque los procesos de limpieza requieren un alto nivel de cuidado, existe el riesgo de transferencia de pequeñas cantidades de lubricante sobre las superficies donde se trabaja con alimentos.

 

Quizás le interese leer: ¿Qué aditivos tienen los lubricantes y cuáles son sus funciones?

 

En caso de que ocurra la contaminación cruzada, la empresa debe determinar si el producto final es apto para la distribución, lo que puede derivar en pérdidas por retiro de mercancías del mercado, o bien, demandas por consumidores afectados. Por ello, usar lubricantes grado alimenticio evita errores que pueden resultar costosos.

Otra característica de este tipo de lubricantes es el control de alérgenos, ya que los fabricantes realizan una cuidadosa elección de las formulaciones para evitar las sustancias alergénicas más comunes y que pueden afectar al consumidor. Por ello, en algunas ocasiones se consideran aditivos alimentarios siempre y cuando se encuentren en porciones menores a 10 mg por cada kilogramo de producto, y si no altera el sabor y olor del producto ni representa un peligro para el consumidor.

Tipos de lubricantes de grado alimenticio

  • Son inodoros, insípidos, inertes y seguros para el consumo humano en pequeñas porciones, por lo que son adecuados para contacto imposible de evitar sobre alimentos, ya que se usan en bandas transportadoras, mezcladoras o bombas durante los procesos de cocción, enlatado, corte, envasado o embotellado.
  • Se usan en las máquinas que no tienen contacto directo con los productos alimenticios, como la maquinaria industrial, sin embargo es importante que cumplan con pautas estrictas como no contener carcinógenos, teratógenos, ácidos minerales y metales pesados como arsénico, mercurio, plomo, antimonio y selenio.
  • Son aceites solubles utilizados para evitar la corrosión entre las piezas metálicas de bandas transportadoras o ganchos; son comestibles, seguros y biodegradables.

Los lubricantes grado alimenticio tiene propiedades de resistencia a alta presión y temperatura, al desgaste, a cargas, a la corrosión, a contaminantes, vapor, ácidos, azúcares, entre otros elementos presentes durante la producción de alimentos.

En Pochteca encontrarás una gran variedad de lubricantes para la industria alimentaria de la marca Castrol para responder a las necesidades de tu empresa. Te invitamos a navegar por nuestra página web para conocer los productos que tenemos para ti, y si necesitas más información, contáctanos a través de nuestro chat en línea, al correo castrollubricantes@pochteca.net, o al teléfono 800-813-0600. Con gusto te atenderemos.

Archivos