Aceite para compresores

Los aceites para compresores diseñados para uso industrial se desarrollan y prueban específicamente para los respectivos tipos y requisitos de compresor. Las principales tareas de un aceite para compresores incluyen reducir el desgaste, enfriamiento, sellado y limpieza típicos.

El aceite para compresor de aire es un componente crítico para mantener una instalación de aire comprimido en buen estado. Una de sus funciones principales es actuar como refrigerante, eliminando el calor generado durante el proceso de compresión. Un aceite para compresor de aire de calidad reduce el desgaste de las piezas giratorias mediante el uso de varios aditivos para evitar que el metal roce contra el metal; en otras palabras, el aceite enfría el sistema para que el elemento no se sobrecaliente.

El aceite también lubrica los rotores y sella la cámara de compresión. Debido a que el aceite del compresor se usa para enfriar y sellar, debe ser un aceite especial de alta calidad y no se puede sustituir con alternativas como el aceite de motor regular. Básicamente, a medida que el aceite fluye entre los elementos del tornillo, sella el espacio en el que se comprime el aire.

Otra tarea importante es la limpieza. En algunas situaciones, el polvo ingresa a la máquina a través del filtro de aire. El aceite recoge estas partículas, las lleva al filtro de aceite y fluye de regreso. Tenga en cuenta que si el aceite de su compresor falla, o no lubrica como debería, los componentes internos del compresor pueden desgastarse rápidamente.

Tornillo
Castrol® AIRCOL SR

Es adecuado para su uso en compresores de tornillo rotativo con aceite de aceite que funcionan en condiciones climáticas extremas, ambientes hostiles y condiciones de operación severas donde se experimentan temperaturas de descarga de aire muy altas.